Aborto seguido de muerte en Charata: duro revés para la médica y la enfermera quienes deberán volver a prisión

JUDICIALES

La Sala Segunda en lo Criminal y Correccional del Superior Tribunal de Justicia rechazó el recurso extraordinario federal interpuesto por la defensa y la medica. Ambas deberían volver a prisión en la causa de aborto seguido de muerte. 

El 10 de mayo del año pasado en horas del mediodía una maestra de nombre Luisa Romero, de 42 años y oriunda de Coronel Du Graty, fue hallada sin vida en la casa de una reconocida médica de Charata, ubicada en el Barrio Arrudi. La mujer fallecida tenía un embarazo de alrededor de cinco meses de gestación. La causa fue caratulada como “Aborto seguido de muerte”.

Por el caso, horas después, quedaron detenidas la Dra. Andrea Angeloro y la enfermera Beatriz Vera, quien habría estado en el lugar en el momento del hecho. Sin embargo, días después, ambas quedaron en libertad por decisión del Juzgado de Garantías de Charata, en esos momentos a cargo de la doctora Andrea Sánchez.

Luego, la Cámara de Apelaciones en los Criminal y Correccional hizo lugar a los recursos de apelación interpuestos por el ex Fiscal de Cámara Enrique Paz: revocó la Resolución N° 297/17 y  declaró nula la Resolución N° 301 ambas dictadas por el Juzgado de Garantías por las cuales hasta el momento no se hicieron efectivas los pedidos de prisión preventiva para las imputadas.

Ante esto el Superior Tribunal de Justicia rechazó el recurso extraordinario presentado por la defensa de la Dra. Andrea Angeloro y la enfermera Patricia Ines Vera, ambas imputadas en una causa de aborto seguido de muerte.

En otra instancia los defensores de ambas profesionales presentaron un recurso extraordinario federal para avanzar hacia la Corte Suprema de la Nación. Pero el Superior Tribunal de Justicia del Chaco, declaró  “inadmisible” la interposición del recurso extraordinario federal ante la Corte Suprema y de esta manera agotó toda posibilidad de apelación respecto a la prisión preventiva, por lo que la médica y la enfermera deberían estar detenidas hasta el final del juicio oral y público.

Ahora el expediente tiene que volver el expediente a la Fiscalía de Investigación Penal N° 2 para hacer efectivo el pedido de prisión preventiva.

Si bien la defensa aun tiene la posibilidad de presentar un recurso de queja federal ante la Corte Suprema de la Nación, esto no suspende las actuaciones.

 

Comentarios