La Escuela Agropecuaria de Charata sufre las consecuencias del agua

Uncategorized

La emergencia hidrica genera varios inconvenientes en la ciudad. A medida que pasan los dias se empieza a notar las secuelas que ha dejado el paso del agua. 

Una de las instituciones que mas consecuencias ha sufrido es la Escuela Agropecuaria N° 3 de Charata. Los mas afectados son los animales con que cuenta el establecimiento. La falta de lugares secos, el estrés y la mortandad de ganado son unos de los inconvenientes por los que le toca atravesar.

La cunicultura despareció de la Escuela Agropecuaria a raíz de la emergencia hidrica. Este ha sido uno de los proyectos mas interesantes que ha tenido el establecimiento. Hoy no tiene conejos. No aguantaron las picaduras de los mosquitos.

El director de la EEA N° 3, Jose Bois, brindó mas detalles acerca de esta difícil situación: “Todavía estamos sufriendo consecuencias de las lluvias anteriores y esta nueva lluvia provocó complicaciones en el camino y el sector donde están los animales. La entrada de agua que tendría que ir por otro lugar nos mandaron al centro de la escuela donde esta el bajo que hace muchos años lo estamos conociendo.

Lo que se trabajó con la parte del Municipio y el canal que pasa frente de Apicultura que yo se que lo van a mejorar porque van a venir chicos, la alcantarilla y los riesgos que puede ocasionar; esta bien. La entrada del agua en la represa eso es un peligro porque hay mucha gente que va a pescar y todavía no toman conciencia. Se les puso carteles que nos mandó el Municipio pero sigue esta situación.

La ultima vez frente al barrio Judicial se abrieron dos desagües y al no haber un cuneteo que se dirija al otro canal adonde va a ir el agua: a la escuela. Me largaron el agua justo en el bajo. Las llevábamos bien. Pero cuando hay personas ajenas que no tienen conocimiento de esto. Yo no lo vi, pero serian vecinos.

Ese bajo lo conocemos todos. Si Ud. le pregunta a algunas personas en los ochentas sabe cuales son los bajos de a escuela Agropecuaria: en la parte del molino, cerca del caprino. El bajo en la escuela y el bajo en otra casita mas que ahora tiene mas de 25 cm de agua. Ahí necesito que se me haga un trabajo para que el agua salga al canal.

Tuvimos mortandad de animales, mas cuando se trata de animales mayores como vacas lecheras, las holando, que quedaron empantanadas. Y el bovino es muy complicado que salga del barro. Después tenían miedo, estaban estresados los animales. No teníamos como sacar la cantidad de leche que teníamos. Quisimos sacarlos con el tractor, se nos enterró.

Me preocupaban las consecuencias del agua. Hoy las estamos viendo. Los mejores caprinos están rengueando y tenes que hacer un tratamiento. Y eso requiere su costo. Se murieron dos bovinos. Caprinos también, mas allá de que con otro personal alcanzamos a llevarlos a otro galpón. Tenemos entre 30 y 40 chivas rengas.

Al tener días de sol cambio un poco. Alcanzamos a sembrar algo mas. Pero con 10 mm. o 15 nosotros estamos en la misma situación porque no tiene salida el agua.

Hay que atender a los animales que se tienen. Se complican los trabajos. Hoy estamos dos directivos trabajando, el director y el vicedirector. Y esto es grande. Una sola persona no alcanza, tenes que recorrer todos los lugares. Tenes que ver la necesidad. No podemos entrar a cortar el alfa, no tenemos mas rollos. Estamos en el receso escolar. Tenes menos cantidad de personal. Tienen que venir en distintos horarios por la atención a los animales. Aquí trabajamos de igual a igual.

Hoy comienza a parecer las secuelas de la inundación con los animales. Estuvieron muchos días en el barro, no teníamos como sacarlos. Las ovejas, como dice el bicho, no es para el barro. Y estaban en un lugar donde no querían estar. Les llevamos alimento, buscamos de sacarlos a otro corral. Los hicimos rotar. Es una cosa terrible”, finalizó.

 

Comentarios